Blogia
Francisco Velasco. Abogado e historiador

RAJOY NO SE ATREVE CON EL 155

 

Los catalanoides siguen erre que erre con la raza única. Por mixtificada que esté, algunos pitecántropos del noreste de España siguen conservando la leyenda de la diferenciación de su raza. En aquel territorio, parece que el homo sapiens sapiens no ha conseguido sobreponerse a la minoría australopiteca. Y así andan ciertos homínidos de la parte más hurraca del Mediterráneo. Enfrascados en su mundo de corto mentón y su moño occipital que evidencian los obstáculos de su evolución y la presencia de los rasgos de su arcaísmo.

 

Si leen las sentencias de los tribunales sobre la consulta y el derecho a decidir, ellos interpretan las leyes en la túrmix de su desasosiego visceral. Cuantos juicios o albedríos salgan de los más sensatos del lugar, más llamadas al odio provendrán de los de mente estrecha y maltrecho corazón. El gran jefe de la tribu, el tal Mas, es consciente del papelón que le ha tocado en suerte en esta prehistoria de la consciencia. Lo sabe, pero es incapaz de dar marcha atrás. Prefiere el caos antes que el retracto. Defiende la desaparición de la especie con tal de no dar su lóbulo temporal a torcer.

 

Una cosa es que se dé cancha a la eutanasia activa y otra que el Estado favorezca el suicidio de una colectividad. Ignoro si los arriolitas del pp tienen una estrategia para que la Constitución no salga hecha astillas o si se ha diseñado un plan de avestruzamiento en el que, cabeza bajo tierra, se confíe en que el milagro se produzca por ventura de algún santo de nueva hornada. Los de Rajoy, tan valientes con el ZP de las narices, se hacen caca por las patas abajo cuando de poner los puntos sobre las íes de la legalidad se impone. Por supuesto que eso de aplicar la ley y de recurrir a la fuerza que esa ley otorga al Estado, no entra en los cálculos de estos theilard de chardin de margarina.

 

Si este articulista apuesta doble contra sencillo que Rajoy no echará mano al artículo 155 de la Constitución porque no tiene agallas para ello, pongo sobre la mesa el órdago siguiente: el partido de Mariano pactará con el grupo de Rubalcaba cualquier cosa con tal de quitarse de encima el marrón de los preneandertales seguidores de la Ezquerra de nadie. Incluso acordar un neoturnismo al más zafio modelo canovista. La amplitud de miras del actual presidente del Gobierno de España no supera la visión del personaje del Pulgarcito.

 

Sea como fuere, les recuerdo el texto del terrorífico apartado 1 del meritado artículo al que tanto miedo tienen las fuerzas vivas del derecho español: “Si una Comunidad Autónoma no cumpliere las obligaciones que la Constitución u otras leyes le impongan, o actuare de forma que atente gravemente al interés general de España, el Gobierno, previo requerimiento al Presidente de la Comunidad Autónoma y, en el caso de no ser atendido, con la aprobación por mayoría absoluta del Senado, podrá adoptar las medidas necesarias para obligar a aquélla al cumplimiento forzoso de dichas obligaciones o para la protección del mencionado interés general”. Queda claro. ¿O no?

 

A fuer de bestias, los del moño occipital son capaces de hacerle un siete al tejido constitucional y los españoles habremos de sacar nuestro traje dominical con los agujeros de rigor. Todo porque el emperadorcito gallego tiene la escuela del caligulilla vallisoletano-leonés. Lo que hay que aguantar.

 

Un saludo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres