Blogia
Francisco Velasco. Abogado e historiador

VARAS Y VARILLAS

EL CONTENIDO DEL BLOG SE PUBLICA TAMBIÉN EN LA WEB

http://franciscovelascoabogado.blogspot.com.es

Lo de Comisiones Obreras es para comer aparte. El sindicato más glorioso que ha producido el movimiento obrero está echando a perder su bien ganado prestigio a manos de no sé qué bastardos intereses de su cúpula directiva. Nacido en pleno franquismo, el sindicato de Marcelino Camacho ha entrado en un callejón sin  salida y está preso de las arenas movedizas de su ambición empresarial. El sindicato que defiende al trabajador frente a la explotación de la empresa se ha convertido en una empresa con denominación sindical para romper con la propia historia de los héroes, sí los héroes, que lo fundaron.

 

Toxo es el último eslabón de una cadena de secretarios generales que han vendido su alma sindical al patrón del partido socialista y que han preferido crear un holding antes que poner su estructura al servicio de los obreros. Sic transit gloria mundi. La coalición con Méndez, líder máximo de la correa de transmisión del psoecialismo más grosero, es la puntilla a su credibilidad. Montarle dos huelgas generales a Rajoy en el plazo de diez meses de gobierno, tiene miga. Miga y mucha mala leche. Dos huelgas generales a sabiendas de la herencia recibida por Mariano y, sobre todo, desde la seguridad de que este legado ha venido emponzoñado por sus causahabientes, el muy ilustre Zapatero y su no menos delfín faisánico, el señor Rubalcaba.

 

En tanto en el estado español cometen tropelías de esta guisa para reventar a la derecha, en Cataluña se meten el rabo entre las patas y adulan la excesiva política de recortes de Artur Mas. En cuanto a Andalucía, qué les voy a contar. Sus homónimos, Psoe e Iu, dominan las riendas de la covacha gubernamental. En consecuencia, aquí paz y mañana gloria. Los recortes de Griñán y de Valderas son determinados por Rajoy. La corrupción de las instituciones es resultado de la maldad de Rajoy. La sanidad y la educación públicas se venden como entregas felonas al sector privado. La Junta permanece indemne. Se necesita tener poca vergüenza.

 

Les cito el caso de Huelva. El hospital “Juan Ramón Jiménez” revela la podredumbre moral de esta Junta y la catadura agrimensora de Comisiones Obreras. En el centro sanitario se acumulan camas averiadas en los pasillos de acceso a los vestuarios. De producirse una emergencia, el protocolo de evacuación se agrietaría por todas partes. Con ser verdad estos hechos, CC.OO. silencia los recortes acometidos por la consejera de Salud y sus adláteres provinciales. Cómo es posible que no se manifiesten en las calles con similar ímpetu al que muestran cuando de zaherir al Pp se trata. Su vara de medir no es de este mundo sindical. Se trata de una varilla de laboratorio que se usa para medir el nivel de las subvenciones recibidas de la Junta andaluza. Como quiera que el nivel es bien elevado, a pesar de la pobreza creciente de los ciudadanos, ellos, agradecidos al señor, hacen amagos de protestas y después publican estadísticas. Meten en el mismo saco tres kilos de oro y tres gramos de lata. Luego, dividen entre dos.

 

Ya les digo, para negra, negra, la seguridad social. Ay Comisiones, quién te saludó y quién te reprocha.

 

Un saludo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres