Blogia
Francisco Velasco. Abogado e historiador

LA TRANSPARENCIA DE GRIÑÁN

 

 Se va, se va, se va para Barranquilla. Adiós y muy buen viaje. No se vaya solo. Ojalá que la flauta de Hamelin de la justicia congregue junto al presidente de los EREs a todos los implicados en esta macroestafa al pueblo andaluz. El virrey que sucediera a Chaves ha puesto su cargo a disposición del partido soberano. Los republicanos españoles se apuntan a los usos, tradiciones y boatos de las monarquías más antiguas. La democracia es un sistema puramente nominal. En el fondo, la dictadura alarga sus tentáculos mediáticos hasta subvertir el derecho de información y propiciar la muerte de las libertades de expresión y de elección.

 

Griñán anuncia el final de su poder. A este género de políticos hay que interpretarlos en clave de peteneras. Si babean en público su defensa de la transparencia, tengan por seguro que, en privado, cultivan el secretismo y la oscuridad de las logias más temibles. Cuando lanzan a las ondas el mensaje de la igualdad, sean  conscientes de que tras los micrófonos amigos se encuentra una horda de enchufados, nepotes y familiares, que discriminan a los ciudadanos en general. Y ya cuando sermonean sobre el empleo, acudan rápidamente al abogado laboralista porque un despido colectivo está al caer.

 

En el Psoe están alarmados. Como la sucesión no se efectúe con serenidad de ánimo, los escándalos actuales serán un juego de niños con los que habrán de explotar. Qué leche de que tiene 67 años. Lo que provoca la estampida del líder de la manada es el ruido de togas y puñetas de Invercaria y del fondo de reptiles. Pues no corre nada el mozo a pesar de los años. Y lo que sabe. Y lo que guarda.

 

Uno saluda la defección del presidente. Su edificio político depende del contrafuerte dañado de la IU de Valderas. Durante un rato, el pilar exterior puede sostener el peso del inmueble. Prolongar en el tiempo la gravidez de esta construcción ruinosa y arruinada, es una estupidez. Muy pronto se derrumbará y aplastará a quienes se encuentren en su interior o transiten por las proximidades. Ocurre como en el naufragio inminente de una embarcación: que las ratas son las primeras en salir disparadas.


¿Y el capitán? Camino de Barranquilla.

 

Un saludo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres