Blogia
Francisco Velasco. Abogado e historiador

POLICÍA DESMONTADA DE HUELVA

 

EL CONTENIDO DEL BLOG SE PUBLICA TAMBIÉN EN LA WEB

http://franciscovelascoabogado.blogspot.com.es

 Hay noticias sonrojantes. Un diario de difusión nacional se hace eco de una de ellas referida a Huelva. La tirada online del periódico ABC recoge textualmente: La Policía Local de Huelva se está viendo obligada en los últimos días a realizar varios servicios de patrullas por los barrios de la ciudad a pie o, incluso haciendo uso del autobús urbano, para desplazarse, ante la falta de vehículos.

 

El alcalde de la ciudad debe poner fin a este asunto. De inmediato. Sin titubeos. Si es verdad, que se abra una investigación urgente y de la misma se emita un comunicado esclarecedor. No se explica que diez coches patrulleros se averíen a la vez. Salvo que se trate de un sabotaje. Y si los fallos mecánicos son resultado del lógico desgaste de los vehículos en jornadas diferentes, los responsables del mantenimiento deben pasar por el arco de la destitución. Si no hay dinero o si los talleres no conceden créditos al Ayuntamiento, entonces habrá que exigir explicaciones convincentes al concejal del área.

 

La imagen de un grupo de agentes de la policía local como viajeros de uno de los autobuses de EMTUSA es nefasta para la ciudad. Al tiempo, un escándalo para los ediles del PP democráticamente elegidos. Una vergüenza para aquellos que votaron al alcalde en la plena confianza de que iba a acometer una transparente política de seguridad ciudadana. Es lamentable la declaración de la señora concejal de seguridad: «esta circunstancia no ha afectado a los servicios en ningún momento y además estos problemas ya se encuentran en vía de solución». Cómo se atreve. Pues claro que afecta. Y de qué modo. El problema es que, en vez, de corregirse, se enfanga. Y claro, la ciudadanía puede perdonar equivocaciones, pero rechaza tomaduras de cabellera.

 

La corrupción asoma por las hendiduras menos pensadas. Es la propia formación política la que debe situarse al frente de la rápida aclaración. El partido no puede entrar en la dinámica de las salidas por la tangente. El caso Bárcenas, que ya se denunciara públicamente en este blog, reaparece cuando menos se espera. Ojalá que, de una vez por todas, algún dirigente político se atreva a poner el cascabel al gato de las decisiones limpias. La imagen de la policía desmontada de Huelva resulta detestable. Sin embargo, lo peor no es la imagen. Es la bazofia que se oculta tras el escaparate.

 

Lo dicho, alcalde. Medidas prontas o la puerta de las elecciones puede cerrarse a cal y canto. Hay que dejarse de monsergas y de pintadas de cal. Una carrera brillante como la suya no puede irse al traste por pirindolas como la presente. El que la haga, que la pague. Los silencios políticos hacen cómplices a quienes tienen el poder y la facultad de hablar. Hable, alcalde, hable. Con palabras elocuentes. Con gestos entendibles. Hoy. Es el momento. Lo de la policía local no es moneda de cambio en esta ciudad ya de por sí maltratada.

 

Un saludo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres